Hundir al país

Hundir al país

%% item_media%La economía mexicana comienza a experimentar un rebote que los mitómanos de la 4T intentan que pase como si se tratara de una recuperación; más aún, una que ocurre gracias a la genialidad y la sapiencia del mesías de Mascupana. No se cansan de mentir y de torcer la realidad. Cuando no son sus “otros datos”, son sus “otras lecturas” motivadas por las ansias de que, finalmente, algo le salga bien al presidente. Nos encantaría que la razón estuviera de su lado y que las acciones del titular del Ejecutivo federal comenzaran a mostrar que vamos por buen rumbo. Realmente nos preocupan todas esas personas que perdieron sus empleos y hoy siguen sin encontrar ocupación. Y qué decir de las miles de micro, pequeñas y medianas empresas que siguen sin encontrar las condiciones que posibiliten su reapertura. Ojalá y pronto se pudieran sumar a la búsqueda de una verdadera recuperación económica. Por eso ayudaría mucho que el gobierno federal hablara, por una vez, con la verdad. Nada le ayudaría más a una auténtica recuperación que, en un acto de humildad y honestidad, el presidente reconociera que equivocaron el cálculo y que la economía se les cayó, ya desde antes de la pandemia. Porque allí otra mentira recurrente: alegar que la situación obedece a la crisis mundial provocada por el Covid-19, pretendiendo ocultar el hecho de que, México ya estaba mal. Hablar con la verdad y abrirse a la participación de otros actores sería la mejor receta para abandonar la crisis, porque contribuiría a generar la confianza que se necesita para que las inversiones regresen. Seguir la idea necia de que no se necesita nada más que la buena voluntad y el buen juicio del presidente sólo hará que el rebote sea débil y que luego se convierta en una nueva caída. Nada sería mejor para nuestro país que un cambio en el rumbo; no para regresar al pasado, sino para ir hacia un futuro más promisorio. Pero, a juzgar por el presupuesto aprobado para 2021, pareciera obvio que prefieren hundir al país. Me temo mucho que la refinería de Dos Bocas termine siendo una perfecta alegoría de México, tras el gobierno de AMLO.@marcelotorresc

Be the first to comment on "Hundir al país"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*